Ordenar
Vista
  • Casa
  • Posts tagueados

Tag: tips de viajeros

http://losviajados.com/wp-content/uploads/2016/03/travel-alone-women-960x480_c.jpg

Navegar por aguas saladas, reflexiones sobre viajar sola


¿Qué sentir de una mujer sola, que abierta a su espíritu libre se encuentra con personajes inciertos en un mundo amenazado por la violencia? ¿Cómo reacciona la sociedad al ver mujeres capaces de cruzar fronteras acompañada solo de su mochila? ¿Cómo reaccionamos ante noticias de jóvenes turistas asesinadas en zonas de cuestionada diversión, como playa Montañita?

viajera-solitaria-no-es

No siempre pienses mal para acertar pero sí pon atención al presente, para no errar.

Llevo casi diez años viajando y en la mayoría del tiempo lo hago sola. La especialidad de esta vivencia recae en el poder total para decidir qué hacer con mis segundos de vida. Hasta que alguien quiera dialogar o incluso imponer lo contrario.

camino-del-viajero

-¿Y no te da miedo viajar sola?- me preguntan diversas humanidades en mi camino. Mis respuestas –por supuesto- son según el entrevistador pero concretamente respondo: sí.

Sí siento miedo, pero no me aferro a su oscuridad porque perdería hermosas vivencias y crecimientos como las que encontré en Montañita cuando viví dos meses cerca de ahí trabajando en un terreno. -¿Y pa dónde se manda el miedo, entonces?-

Lo amarró con voluntad para lograr dominarlo. Me monto en él y acechando el camino con su ímpetu, sigo adelante. No lo niego, pero no me frena.

tips de viajeras

La roca de Montañita -me contó un taita que vive en esta zona- entre las diversas representaciones, figura a un pene erecto que frente a él se encuentra la roca plana con forma de vagina. El agua que choca con las rocas y se ve expulsada principalmente desde una ruptura lineal casi en el centro, simboliza la vida. Recordé mi visita al risco cuando estiré mis brazos para abrazar el viento.

Playa Montañita es tierra que celebró vida y brindó alimento, pero su presente va resquebrajándose como la tierra arcillosa de la roca… tan-bien ubicada entre el inicio y el fin de su existencia.

tips de viajeras

La historia de pescadores de playa Montañita, Provincia de Santa Elena, se mezcló con el turismo internacional desde los años sesenta atrayendo el universo sin fin del consumo turístico. No es la mejor opción para descansar pero tampoco es la peor para divertirte sanamente o incluso trabajar de manera honrada.

Cuando conocí sobre las dos jóvenes argentinas que encontraron la muerte de manera sorpresiva en aquel lugar, me alertó. Después miré comentarios y argumentos que luchando entre sí, expresaban: que fue su culpa por viajar solas, que una red de trata de personas pretende ocultarse, que sus padres aún dudan que los cuerpos sean los de sus hijas María José y Marina Menegazzo, que los detenidos han dado ya tres versiones distintas del hecho…

Mi desazón ante el arrebato de sus vidas creció al escuchar personajes públicos ecuatorianos sumarse a lo absurdo de la culpabilidad de las víctimas. El viajar solas no tiene que ser estigmatizado porque no es la posible causa de un asesinato. El malestar social sigue contagiando todos los rincones, hasta de espacios que se dicen seguros como el propio hogar. Nada debe limitar los sueños.

tips de viajeras

Soy mujer y viajo sola. En estos años de camino, he encontrado una gama de amarguras y de emociones; de derrotas y logros. No le temo al misterio pero en acecho, camino por la incertidumbre sin destino asegurado, como cualquier ser humano. Hasta quien no se atreve a salir de la zona de confort…

El sonido imperante del agua golpeando la roca me recordó que la marea estaba por subir. Me alejo del movimiento del agua para regresar al movimiento humano. Cruzo la atmósfera turística y me adentro a los caminos hacia la montaña. Aquella noche tocaba descansar para los labores del día siguiente… a lo lejos, la música electrónica se transporta entre los vientos frescos de la noche en Playa Montañita.

Amar el placer exige muy poco esfuerzo.

Para amar de verdad hay que ser un héroe

capaz de superar el propio temor.”

-Clarissa Pinkola-

Menú